"Un feliz bolsillo lleno de dinero"

David Cameron Gikandi

monedas

 

 

 
Un feliz bolsillo lleno de dinero, para leer online o descargar

David Cameron Gikandi es un empresario, inversionista y autor que se especializa en la capacitación de la gente común y les muestra cómo pueden ser lo que realmente somos y crear las vidas de sus sueños.
Él es autor de libros de auto-desarrollo, como Un bolsillo feliz lleno de dinero, que muestra cómo crear la vida de sus sueños y más.

Nació en Mombasa, Nakuru, Kenya, actualmente tiene 36 años y vive en Gold Coast, Queensland, Australia, aunque viajando permanentemente por todo el mundo. Estudió en la Universidad Griffith, en Brisbane, (Australia) graduándose en Información tecnológica.

 
Contenido
DINERO: Una ilusión, una sombra de algo más…
bullet CERTEZA: La fuerza más poderosa y el antídoto contra el fracaso
bullet DAR: Eso es todo de lo que se trata

"Hay una ciencia de volverse rico y es una ciencia exacta, como el Algebra o la
Aritmética. Hay ciertas leyes que gobiernan el proceso de adquirir riqueza y
cualquier persona, una vez que aprende y obedece esas leyes, se vuelve rico
con certeza matemática." –Wallace D. Wattles

Dinero. Una ilusión, una sombra de algo más...

Dinero: Una ilusión, una sombra de algo más…
El primer paso hacia tener riqueza es saber que es. Pocas personas saben lo que realmente es la riqueza en sí misma. ¿Que es la riqueza? ¿Que es lo que causa la riqueza? ¿Qué es lo que causa la causa de la riqueza? Comencemos con el dinero, el
símbolo mundial de la riqueza y después profundicemos más.

El dinero no es real.
El dinero es simplemente un instrumento legal, una forma de intercambio. Lo usamos para intercambiar valor. Representa valor.
El dinero es el “cuerpo” del valor. Es la representación física del valor que sube y baja en nosotros mismos, dentro de nosotros. No dentro de “las cosas” fuera de nosotros sino adentro nuestro. ¿Que sería del valor de las cosas, tales como un auto, sino fuera por nosotros? Nada, por lo menos para nosotros. En otras palabras, somos nosotros, los observadores, los que ponemos valor en las cosas. Las cosas materiales no tiene valor “monetario” en sí mismas, nosotros se lo damos. Por lo tanto, el dinero es la representación física de un sector particular de nuestro valor interno, dentro nuestro, dentro de ti. Por esa razón es que una casa ó las acciones de una empresa que hoy están valuadas en un millón de dólares pueden caer, mañana,
en su valuación a la mitad cuando se introduzca el miedo en los corazones de aquellos que están involucrados. El miedo mata una porción del valor interno de los participantes y esto es reflejado en el papel moneda o sea el “cuerpo” del valor.
Aquí hay algo más: el papel moneda ni siquiera representa al dinero en su totalidad. Razonablemente, no puede representarlo. Según algunas estimaciones (que varían según el país) solo un 4% del dinero que está en los bancos existe como dinero en efectivo. Imagínate cuanta fibra de algodón, lino, pulpa de papel y metal se necesitaría para fabricar todo el dinero que todo el mundo tiene en su cuenta bancaria. Imagínate cuanto espacio se necesitaría para almacenar todo ese dinero en forma de papel moneda. Si uno tuviera que apilar un millón de dólares en billetes de un dólar, la pila pesaría una tonelada y tendría una altura de cien metros. El dinero ni siquiera existe más como reservas de oro. Exactamente por esa razón, en la década de los 70, nos quedamos sin la capacidad razonable de mantener un patrón oro.
Entonces, ¿Que es lo que existe como el dinero del que estamos hablando?
Bueno, es una ilusión masiva. Son solamente números escritos en papel ó guardados en dispositivos de almacenamiento de las computadoras, ó para ser mas precisos, ¡registros! Para decirlo de otra manera, por cada 100 dólares ó su equivalente en cualquier otra moneda, solamente 4 dólares existen como billetes ó monedas, mientras que los 96 dólares restantes existen como números escritos sobre papeles ó datos de computadoras en los bancos, empresas y otras entidades.
La única razón por la cual el sistema no colapsa es porque nosotros creemos en él.


La última vez que la gente dejó de creer en el sistema a gran escala fue en la Gran Depresión cuando gran cantidad de gente salió corriendo a los bancos para retirar su dinero. Esta no fue la causa de la Gran Depresión, pero en gran medida, fue lo que
la aceleró.
Por lo tanto, el dinero no es real, algo más lo es. El dinero es sólo la sombra de otra cosa. El primer paso hacia la riqueza es conocer qué es lo que realmente es el dinero, ó para ser más precisos, que es lo que representa. Aprende a no mirar el dinero la mayor parte del tiempo. Como verás a continuación debería ser raro el día que mires al dinero de la manera en que lo haces hoy en día-el efectivo, las cuentas bancarias, los costos, etc. Esto es meramente la sombra y no lo real. Mirar la sombra, el dinero físico, como vas a comprobarlo enseguida, es desaconsejable y no saludable para ti y tus finanzas.
En lugar de eso mira el valor dentro tuyo, dentro de las personas y el flujo e intercambio de este valor entre la gente. Nuestro valor interno es lo que crea dinero.
El dinero es la sombra de nuestro valor interno. Desarrolla ese valor interno en ti mismo y en los demás y tu dinero exterior y riqueza aumentará automáticamente, sin falla.
Sin embargo ten cuenta esto: el dinero representa un aspecto del valor interno de una persona pero no significa que represente todo el valor interno. Esto es muy importante. Esto no se trata del auto valoración. El dinero representa un aspecto del valor interno relacionado con la riqueza. Por lo tanto no puedes decir que una persona rica tiene una autovaloración ó valor más alto que una persona pobre, pero puedes decir correctamente que en temas que se relacionan con el dinero, la persona rica tiene un valor interno más elevado en ese aspecto del valor en que la persona elige ejercitar una proporción mayor de su valor interno. Esta zona del valor interno que se refleja en el dinero externo, cuando se la ejercita, se llama Conciencia de la Riqueza. Está disponible para todas las personas por igual y puede ser desarrollada por y dentro de todas las personas por igual. Como cualquier otra cosa que es importante para el mantenimiento de la vida, tal como el aire, la conciencia de la riqueza es gratuita para todos. Uno puede elegir desarrollarla ó no, ejercitarla ó no.
En cualquier momento puedes cambiar tu elección y nada fuera de ti puede detenerte.
No necesitas nada fuera de ti para aumentar tu conciencia de la riqueza y por lo tanto el dinero. Todo lo que necesitas esta dentro de ti ahora mismo. Puede que te hayas olvidado pero está ahí. Vas a recordarlo y el primer paso es recordar siempre
que el dinero no es real; es la sombra de algo más.
Y aquí hay otro secreto: la Conciencia de la Riqueza es simplemente la expansión de tu conciencia y la percepción de las partes ricas dentro de tu ser. Por esa razón es que todo lo que necesitas para aumentar tu Conciencia de la Riqueza ya está dentro tuyo. Tú ya eres rico, pero te enseñaron a elegir el no experimentar tu riqueza. Este conocimiento cambia todo. Tal como lo hacen los ricos, tú puedes saber ahora como hacerlo y empezar a experimentar el rico en ti.
Tú tienes mayor capacidad de riqueza adentro tuyo de la que puedas experimentar en todo tu tiempo de vida. No necesitas preocuparte si has alcanzado tu límite de volverte rico de alguna forma en particular ó debido a cualquier circunstancia. Ni siquiera tienes que saber como convertir la Conciencia de la Riqueza en papel moneda en efectivo, pues, como verás, ocurrirá automáticamente.
Todo lo que necesitas hacer es expandir tu Conciencia de la Riqueza y ejercitarla, actuar sobre ella, ser ella. Las situaciones y oportunidades para la conversión equivalente a dinero en efectivo se te presentarán automáticamente. Ninguna de las personas que hoy son extremadamente ricas podrían haber pronosticado, cuando no eran ricas, la secuencia exacta de los eventos que condujeron a tener una riqueza tan inmensa. Probablemente tenían un conjunto de metas y un plan pero cualquiera de ellos te puede decir que se cruzaron con incontables “coincidencias” y oportunidades que terminaron de “unirle los puntos” de maneras que nunca podrían haber pronosticado. Sus metas eran su propio hacer pero los caminos que los llevaron a su realización y aún los excedieron fueron increíblemente inteligentes y aun así, impredecibles. Verás ahora como hacer que eso te pase en tu vida – tal vez no puedas predecir la secuencia pero ciertamente puedes hacer que esas “afortunadas coincidencias” te sucedan cada día de tu vida.
A propósito, no sólo el papel moneda no es real. Muchas de las cosas que te rodean y que consideras reales tampoco son reales. Te estás por embarcar en un hermoso viaje que te da poder y libertad y que te va mostrar exactamente que es el mundo desde una perspectiva que nunca antes habías tenido. Es un viaje que te abrirá los ojos y te desatará las alas. Estás por mirar que es lo que hay “debajo del capó” de la Vida; estás por aprender como adaptar tu mundo a tu gusto.
Estás por alcanzar la Conciencia de la Riqueza. Una vez que lo hagas se te va a hacer difícil evitar el éxito y la riqueza. El éxito y la riqueza te seguirán automáticamente. Sí, leíste bien. No tienes que preocuparte con su búsqueda y aún así ellos te van a encontrar. Vas a ser libre de experimentar otros aspectos de la vida que ni siquiera soñaste antes, dimensiones del Ser y de la Vida que son verdaderamente increíbles. Lo mismo sucede con la felicidad y lo vas a ver también aquí en este libro.
Comencemos ahora con el tema concreto, si es que todavía sigues interesado…

"Un feliz bolsillo lleno de dinero"

David Cameron Gikandi

monedas

 

 El Místico en tus favoritos  El Místico como tu página de Inicio  
 
 
 

 

     
         
         
       
       
       

Conferencias Místicas