Llama Violeta

Llama Violeta


 

 
 
 
 
 
 
 

SANA  TU CUERPO

Desviaciones de la Columna. Sección especial

Louise L. Hay

 
 

Desviaciones de la columna Sección especial

Son muchas las personas que sufren problemas de espalda, y éstos están tan diversificados que me ha parecido útil tratar el tema como una categoría distinta. En la página siguiente encontrarás una ilustración de la columna vertebral y a continuación, la información referente a cada vértebra, las zonas afectadas y los consiguientes problemas o malestares derivados de su desviación. Una vez hayas estudiado el cuadro, encontrarás la lista de equivalentes mentales y las afirmaciones que propongo. Como siempre, habrás de utilizar tu propia sabiduría para determinar el sentido que te sea más provechoso.
Las desviaciones de la columna pueden causar irritación al sistema nervioso y afectar las estructuras, los órganos y sus funciones, produciendo así las enfermedades o malestares que se enumeran.

Vértebra y zonas que afecta Efectos 1C: Riego sanguíneo a la cabeza, glándula
pituitaria, cuero cabelludo, huesos de la cara, cerebro, oídos medio e interno, sistema nervioso simpático.
Dolores de cabeza, nerviosismo, insomnio, catarros, hipertensión, migrañas, crisis nerviosas, amnesia, cansancio crónico, vértigo.


2C: Ojos, nervios óptico y auditivo, senos paranasales, hueso mastoides, lengua, frente. Sinusitis, alergias, estrabismo convergente, sordera, problemas de ojos, dolor de oídos, desmayos, algunos casos de ceguera.


3C: Mejillas, oído externo, huesos de la cara, dientes, nervio trifacial. Neuralgias, neuritis, acné o espinillas, eccema.


4C: Nariz, labios, boca, trompa de Eustaquio. Fiebre del heno, catarro, pérdida de audición, vegetaciones adenoides.


5C: Cuerdas vocales, glándulas del cuello, faringe. Laringitis, ronquera, irritación de garganta, anginas.


6C: Músculo del cuello, hombros, amígdalas. Tortícolis, dolor en el antebrazo, amigdalitis, tos, crup.


7C: Tiroides, bolsa serosa del hombro, codos. Bursitis, resfriados, problemas de la tiroides.


1D: Brazos, manos, muñecas y dedos; esófago y tráquea.
Asma, tos, dificultad para respirar, falta de aire, dolor en brazos y manos.


2D: Corazón, sus válvulas y revestimiento; arterias coronarias.
Problemas cardíacos funcionales y ciertos problemas de pecho.


3D: Pulmones, bronquios, pleura, tórax, pecho.
Bronquitis, pleuresía, neumonía, congestión, gripe.


4D: Vesícula biliar, conducto hepático común. Problemas de la vesícula biliar, ictericia, varicela.


5D Hígado, plexo solar, sangre. Problemas hepáticos, fiebres, hipotensión, anemia, mala circulación, artritis.


6D: Estómago. Problemas estomacales, incluidos los nervios de estómago; indigestión, acedía, dispepsia.


7D: Páncreas, duodeno. Úlceras, gastritis.


8D: Bazo. Disminución de la resistencia.


9D: Glándulas suprarrenales. Alergias, urticaria.


1OD: Riñones. Problemas renales, endurecimiento de las arterias, cansancio crónico, nefritis, pielonefritis.


11D: Riñones, uréter. Problemas de la piel como acné, espinillas, eccema o furúnculos.


12D: Intestino delgado, circulación linfática. Reumatismo, dolores por meteorismo, ciertos tipos de esterilidad.


1L: Intestino grueso, anillo inguinal. Estreñimiento, colitis, disentería, diarrea, rupturas por hernias.
 

2L: Apéndice, abdomen, muslos. Calambres, respiración dificultosa, acidosis,
varices.
 

3L: Órganos sexuales, útero, vejiga, rodillas. Problemas de vejiga, irregularidades
menstruales, aborto espontáneo, enuresis, impotencia, síntomas de cambios de vida, dolores en las rodillas.
 

4L: Próstata, músculos de la parte baja de la espalda, nervio ciático.
Ciática, lumbago, micción dolorosa o demasiado frecuente, dolores de espalda.
 

5L: Piernas, tobillos, pies. Mala circulación en las piernas, tobillos hinchados, tobillo y empeine débiles, pies fríos, calambres y debilidad en las piernas.
Sacro: Huesos de la cadera, nalgas. Problemas de los huesos sacro e iliaco, escoliosis.
Cóccix: Recto, ano. Hemorroides, prurito, dolor en el hueso al sentarse.
Desviaciones y causa probable Nueva pauta de pensamiento Vértebrar cervicales:

1C: Miedo y confusión. Huida de la vida.
Sensación de no valer. « ¿Qué dirán los vecinos?» Cháchara interior interminable.
Soy una persona equilibrada, centrada y serena. El Universo me aprueba. Confío en mi Yo Superior. Todo está bien.


2C: Rechazo de la sabiduría. Negativa a saber comprender. Indecisión. Rencor y crítica. Falta de equilibrio con la vida. Negación de la propia espiritualidad.
Soy uno con el Universo y con la totalidad de la vida. Es bueno saber y crecer y puedo hacerlo confiado.


3C: Aceptar ser culpado en lugar de otros.
Culpa. Martirio. Indecisión. Agobio. Coger más de lo que se puede abarcar.
Soy responsable sólo de mí mismo y disfruto siendo quien soy. Sé llevar bien todo lo que creo.


4C: Culpa. Ira reprimida. Amargura. Sentimientos bloqueados. Lágrimas sofocadas.
Estoy en paz en mi comunicación con la vida. Soy libre para disfrutar de la vida en
este mismo momento.


5C: Temor al ridículo y a la humillación.
Temor de expresarse. Rechazo al propio bien. Agobio.

 Me comunico con naturalidad. Acepto mi bien. Me libero de todas las expectativas. Soy una persona amada. Estoy a salvo.


6C: Sobrecarga, agobio. Intentos de cambiar a otros. Resistencia. Inflexibilidad.
Con amor dejo libres a los demás a sus propias lecciones. Amorosamente cuido de
mi. Me muevo con naturalidad por la vida.


7C: Confusión. Rabia. Sensación de desamparo. Incapacidad para acercarse a los
demás.
Tengo derecho a ser yo. Perdono el pasado. Sé quien soy. Me acerco a los demás con amor.
Vértebras dorsales o torácicas


1D: Miedo y cerrazón a la vida. Se presentan demasiadas cosas: imposibilidad de afrontarlas.
Acepto y asumo la vida con facilidad. Todo el bien es mío.


2D: Miedo, dolor y agravio. Mala disposición a sentir. El corazón se cierra.
Mi corazón perdona y libera. Me amo confiadamente. Mi objetivo es la paz interior.


3D: Caos interior. Profundas y viejas heridas. Incapacidad de comunicación.
Perdono a todo el mundo. Me perdono y me nutro. 4D: Amargura. Necesidad de encontrar fallos en otras personas. Crítica y condena. Me regalo el don del perdón. Ambos somos libres.


5D: Rechazo de las emociones. Sentimiento de frustración y fastidio. Furia.
Dejo fluir la vida a través de mí. Estoy dispuesto a vivir. Todo está bien.


6D: Enfado con la vida. Emociones negativas sofocadas. Temor al futuro. Inquietud constante.
Confío en que la vida se despliega ante mí de maneras positivas. Me amo confiadamente.


7D: Dolor acumulado. Negativa a disfrutar.

Me relajo de buena gana. Dejo que la dulzura llene mi vida.


8D: Obsesión por el fracaso. Resistencia al propio bien.
Estoy abierto y receptivo a todo lo bueno. El Universo me ama y me apoya.


9D: Sensación de que la vida nos abandona. Culpar a los demás. Víctima.
Declaro mi propio poder. Con amor creo mi propia realidad.


IOD: Negativa a responsabilizarse. Necesidad de ser víctima. «Es por tu culpa.»
Me abro a la alegría y al amor. Doy y recibo amor libremente.


11D: Mala imagen de uno mismo. Miedo a relacionarse. Soy una persona hermosa,
apreciada y digna de amor. Me siento orgullosa de ser yo.


12D: Repudio del derecho a vivir. Inseguridad y temor de amar. Incapacidad de digerir.
Elijo hacer circular las alegrías de la vida. Estoy dispuesto a sustentarme.
Vértebras lumbares.


1L: Ansia de amor y necesidad de soledad. Inseguridad.

Estoy a salvo en el Universo. La Vida me ama y me apoya.


2L: Estancamiento en el dolor de la infancia. No se ve ninguna salida.
Crezco y dejo atrás las limitaciones de mis padres. Vivo yo. Ahora me toca a mí.


3L: Maltrato sexual. Culpa. Odio contra uno mismo.
Libero el pasado. Me amo y amo mi hermosa sexualidad. Estoy a salvo. Soy un
ser amado.


4L: Rechazo de la sexualidad. Inseguridad económica. Miedo a la profesión. Sensación de impotencia.

Amo a quien soy. Estoy conectado con mi propio poder. Estoy seguro en todos los
aspectos.


5L: Inseguridad. Dificultad para comunicarse. Ira. Incapacidad de aceptar el placer.
Merezco disfrutar de la vida. Pido lo que deseo y lo acepto con alegría y placer.


Sacro: Pérdida del poder. Obstinada y vieja ira.
Yo soy el poder y la autoridad en mi vida. Libero el pasado y declaro mi bien.


Cóccix: Falta de armonía con uno mismo. Culpa. Aferramiento a antiguos dolores.
Pongo mi vida en equilibrio amándome. Vivo el presente y amo a quien soy.

     


Observaciones adicionales
He aprendido que los niños, y también los animales, por ser tan abiertos y receptivos, pueden verse enormemente influidos por la conciencia de los adultos que los rodean. Por lo tanto, cuando se hace algún tipo de trabajo relacionado con niños o animales domésticos, es preciso usar las afirmaciones para ellos y también para esclarecer la conciencia del padre, madre, profesor, pariente, etc., que podría estar influyéndolos.
Recuerda que la palabra «metafísica» significa ir más allá de lo físico para ver la causa mental que se oculta detrás. Por ejemplo, si tú acudieras a mí como cliente con un problema de estreñimiento, yo sabría que tienes algún tipo de creencia en la limitación y la carencia y, por consiguiente, tienes miedo de soltar algo por temor a no poder reemplazarlo. También podría significar que estás aferrado a un recuerdo doloroso del pasado y no quieres liberarlo. Podrías temer tal vez dejar una relación que ya no te sustenta, o un trabajo insatisfactorio, o alguna
pertenencia que ya no te sirve. Incluso podría ser que fueras algo tacaño con el dinero. Tu malestar me daría muchas pistas sobre tu actitud mental.
Yo intentaría hacerte comprender que un puño cerrado y una actitud rígida no aceptan nada nuevo. Te ayudaría a desarrollar más confianza en el Universo (ese poder que te da el aliento) que te sustenta para que así pudieras fluir con los ritmos de la vida. Te ayudaría a liberar tus pautas de temor y te enseñaría a crear un nuevo ciclo de buenas experiencias mediante un uso diferente de tu mente. Podría pedirte que fueras a casa y limpiaras tus armarios, que sacaras todas
las cosas inútiles para dejar espacio para las nuevas. Y que mientras hicieras esto dijeras: «Estoy liberándome de lo viejo y haciendo espacio para lo nuevo». Método sencillo pero eficaz. Y así, cuando comenzaras a comprender el principio de liberar y dejar marchar, el estreñimiento se resolvería solo, pues es una forma de aferramiento y sujeción. El cuerpo se liberaría con mucha facilidad y de forma normal de aquello que ya no le sirve.
Tal vez has notado con cuánta frecuencia he utilizado los conceptos amor, paz, alegría y autoaprobación. Cuando consigamos vivir verdaderamente desde el espacio de amor del corazón, aprobándonos y confiando en el Divino Poder que nos sustenta, entonces la alegría y la paz llenarán nuestra vida, y se acabarán la enfermedad y las experiencias desagradables. Nuestro objetivo es vivir felices y sanos, disfrutando de nuestra propia compañía. El amor disuelve la rabia, el amor libera el rencor y resentimiento, el amor disipa el temor, el amor crea seguridad.
Cuando se logra proceder desde un espacio de amor total a uno mismo, entonces todo en la vida fluye con facilidad, armonía, salud, prosperidad y gozo.


He aquí una buena manera de utilizar este libro cuando se tiene algún problema físico:
1. Busca la causa mental. Ve si esto podría ser cierto en tu caso. Si no, siéntate
sosegadamente y pregúntate: « ¿Cuáles rían ser los pensamientos que me han creado esto?».
2. Repítete, en voz alta si es posible: «Estoy dispuesto a liberar la pauta que hay en mi conciencia que me ha creado este problema».


3. Repite varias veces la nueva pauta de pensamiento.


4. Piensa y acepta que ya estás en el proceso de curación. Siempre que pienses en el problema, repite los pasos. Te será útil leer diariamente la meditación final que te propongo, porque crea una conciencia sana y, por consiguiente, un cuerpo sano.
 

Tratamiento de amor
En lo profundo del centro de mi ser hay una fuente infinita de amor. Ahora permito que este amor aflore a la superficie. Este amor llena mi corazón, mi mente, mi conciencia, mi ser, e irradia en todas direcciones, y retorna a mí multiplicado. Cuanto más amor utilizo y doy, más tengo para dar, la provisión es infinita. El empleo del amor me hace sentir bien, es una expresión de mi alegría interior. Me amo, por lo tanto, cuido mi cuerpo amorosamente. Con amor lo
sustento con alimentos y bebidas que me nutren; con amor lo arreglo y lo visto, y mi cuerpo me responde con amor, con salud y energía vibrantes. Me amo, por lo tanto me procuro un hogar acogedor, un hogar placentero y que llena todas mis necesidades. Lleno las habitaciones con las vibraciones del amor, para que todo el que entre, yo incluida, se inunde de amor y se nutra con él.
Me amo, por lo tanto realizo un trabajo que disfruto haciendo, un trabajo que utiliza todos mis dones y capacidades; trabajo con y para personas a quienes amo y que me aman, y tengo buenos ingresos. Me amo, por lo tanto pienso con amor y me comporto con amor con todas las personas, porque sé que lo que doy vuelve a mí multiplicado. Sólo atraigo a personas amables a mi mundo, porque ellas son un reflejo de lo que soy. Me amo, por lo tanto perdono y libero el pasado y todas las experiencias pasadas, y soy libre. Me amo, por lo tanto vivo totalmente en el presente, experimento cada momento como algo bueno, y sé que mi futuro es brillante, dichoso y seguro, porque soy una criatura amada del Universo, y el Universo cuida de mí con amor, ahora y siempre.

Y así es.
Te amo.

 

 
 
 
 

 

     
         
         
       
       
       

Conferencias Místicas